Sin título-1

A lo largo del tiempo empezamos a acumular cosas en nuestro hogar, sin darnos cuenta llegamos a tener cosas que no usamos, y a veces ni si quiera sabemos que tenemos.

 

Todo este desorden nos puede hacer sentir mal o irritados, y muchas veces no sabemos de donde vienen estos sentimientos, mismos que nos empiezan a afectar en nuestra vida diaria y relaciones.

Para empezar, hay que definir el desorden , este es la acumulación de cosas que ya no se usan o quieren, tenemos una tendencia a establecer vínculos emocionales con nuestras posesiones, a pesar de que ya no sean útiles las seguimos guardando, tal vez algún día nos serán de utilidad. Apegarnos demasiado a las cosas viejas nos impide avanzar. Se dice que si no has usado algo en un año te debes deshacer de él.

Al eliminar el desorden estarás creando un ambiente nutritivo y acogedor que permitirá que lleguen nuevas personas y oportunidades a tu vida, tu hogar tendrá una vibra positiva que te transmite a ti, además de la satisfacción de poderte desprender de las cosas materiales, verás que se siente bien.

Intenta no guardar objetos que “ahora si vas a usar”, o que “luego decidirás si las tiras o no”. Si no han sido de utilidad hasta ahora, es raro que lo sean en el futuro.

 

Tu casa es el reflejo de tu yo interior, por lo que todo este desorden refleja que algo está sucediendo dentro de ti, y el desorden te hará sentir más confundido en lugar de ayudarte con tus situaciones personales, no hay como llegar a casa a un espacio limpio y ordenado que te ayude a relajarte.

No basta con que el desorden desaparezca para ser feliz, este es solo el comienzo, crea objetivos a corto y largo plazo, así también estarás limpiando y ordenando tu mente.

Si tienes artículos que te gustan y usas a menudo, estarás fomentando una atmósfera que crea alegría y felicidad en tu vida, al contrario de los objetos viejos, rotos e inservibles que generarán energías negativas que solo ayudarán a deprimirte, y mientras más tiempo permanezcan cerca de ti, peores efectos tendrán, deshazte de todo esto, te quitarás un pesos de encima.

Con tantas cosas y tanto desorden empiezas a no encontrar las cosas o no saber donde las dejaste, esto te va a crear una confusión y estrés constante. Si tienes el control de tus cosas empezarás a tener más seguridad, esa confusión desaparecerá y tu vida empieza a mejorar, y también empezarás a tener el control de tu vida.

No intentes hacerlo de un día para otro, sobretodo si el desorden es mucho, ten calma y paciencia. Ve por partes, empieza por un cuarto o un closet y no empieces a ordenar otro cuando no has terminado con este. Se objetivo, tira todo aquello que ya no usas o no te sirve, despréndete de lo que te amarra al pasado, sobretodo cosas y recuerdos que te impidan voltear hacia delante para avanzar.

Empieza poco a poco y verás que será satisfactorio, nunca es tarde. Tal vez la primera vez te costará mucho trabajo ordenar, pero conforme pase el tiempo será más fácil, te recomiendo hacer una limpia de tu casa cada año, verás que para el segundo año te quitará menos de la mitad de tiempo que el primero y así sucesivamente.

Recuerda que el aspecto de tu casa refleja tu personalidad por lo que si está desorganizada y llena de cosas por todas partes el modo de llevar tu vida será similar.

Contesta nuestro test: Averigua si te gusta guardar cosas innecesarias para saber que tanto debes trabajar tu organización. http://www.masblabla.com/averigua-si-te-gusta-guardar-cosas-innecesarias/

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *