Algunos de estos comerciales te recordaran las épocas de los 80´s, otros son mar recientes, lo que es cierto es que nunca los olvidaremos por sus “slogans” que muchas marcas siguen usando hasta la fecha.

“Y la cheyenne apa”

Siempre recordaremos esta frase en la cuál el papá le esta ofreciendo una gran cantidad de tierras y al niño sólo le importa la Cheyenne.

 

Comete una sopita

Este comercial de sopas instantáneas en el cuál comerse una sopita significa “cállate por favor!”

 

Mi Dubalin no lo cambio por nada

Quién no recuerde esta frase no tuvo infancia, es un clásico de los anuncios de cuando éramos pequeños (los treintones como yo).

https://www.youtube.com/watch?v=U3cc3CqLmTM

 

Recuérdame

Por supuesto que no falta decir más, con solo escucharla ubicamos al ganzo de estos pastelillos decirlo al terminar el comercial, también un clásico de la infancia.

 

Por su rico sabor casero

Esta frase va acompaña de un Tía Rosa, antes de ella, y tiene un tono musical muy especial que no olvidaremos.

 

A que no puedes comer solo una

Y lo peor de todo es que es cierto, Sabritas no puedo tener más razón con esta frase, te reto a que como una solo papa, yo la verdad no puedo.

 

Estrenando? No, Vel Rosita

Además de anunciar un detergente esta frase se convirtió en la respuesta de la gran mayoría cuando alguien le preguntaba si estaba estrenando una prenda.

 

Háblele

Con tono norteño para que llames y llames que promocionaba lo barato que era la larga distancia.

 

Bic no sabe fallar

Y aún así cuántos nos acabamos una pluma para ver si esto era cierto, creo que hasta la fecha las seguimos perdiendo antes de que eso pase.

 

M&m se derriten en tu boca, no en tu mano

Frase que también es muy cierta, y con solo escucharla recuerdas a estas 2 “lunetas” hacer alguna aventura en tv.

 

Y el pilón:

Todo el mundo tiene un Jetta, al menos en la cabeza

admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *